LA GRAN CRUZ DE SAN CARLOS DE MONACO
LA GRAN CRUZ DE SAN CARLOS DE MONACO

Nueva entrega sobre los tesoros que nos ofrece Mónaco. Hoy nos centraremos en las medallas y condecoraciones que tiene a bien ofrecer el Principado, cuya principal representación es la Gran Cruz de la Orden de San Carlos.

A pesar de que Mónaco es un Estado reducido, cuenta con una gran tradición premial en forma de distinciones y condecoraciones. El Derecho Premial establece un cuerpo orgánico de recompensas ante el comportamiento bondadoso, honroso, abnegado o heroico de las personas. Y en Mónaco está muy arraigado.

La orden de San Carlos y el príncipe Carlos III .

La Orden de San Carlos fue creada el 15 de mayo de 1858 por un Decreto del Príncipe de Mónaco, Carlos III Grimaldi. Si consultamos cualquier información sobre él, siempre veremos que lo definen como Soberano Gran Maestre y Fundador de la Orden de San Carlos de Mónaco. Estuvo en el trono durante 33 años, después de haber sido encarcelado por su propio padre, Florestán I.

Carlos III se rebeló contra él en su juventud y organizó una conjura contra él. Pero fue descubierto y encarcelado hasta que su padre murió en 1856 y subió al trono. Puso las bases para el reconocimiento oficial de la independencia de Mónaco por Francia. Tanto es así que su efigie figura en la primera emisión de sellos que se hizo en Mónaco, para reemplazar a los sellos franceses. Carlos III fundó el Casino de Montecarlo, gracias a la dota de su mujer. Fue padre de Alberto I de Mónaco.

Pues bien, la Orden de San Carlos surgió bajo su auspicio y su Gran Collar aparece representado, incluso, en las armas del Principado. Premia y reconoce el mérito de los servicios prestados por algunos ciudadanos al Estado o al Príncipe. La distinción es El Gran Collar de Oro, formado por piezas en forma de huevo para representar el monograma del Príncipe Carlos III y por otras con forma de rombo que representan el campo del escudo del Principado.

La Gran Cruz de la Orden de San Carlos.

La Gran Cruz de la Orden de San Carlos distingue varias categorías, lo que implica un uso diferente de la distinción:

Caballero Gran Cruz: lleva la divisa de la Orden sobre una faja y la estrella de la Orden a la parte izquierda del pecho. Gran Oficial: usa una insignia y la Estrella de la Orden de San Carlos, de plata, al lado derecho del pecho. Comendador: debe llevar la divisa en una cita alrededor del cuello o colgada, con roseta, bajo el hombro izquierdo. Oficial: lleva la distinción suspendida con cinta y una roseta. La cruz representa una corona de laurel más pequeña que del Caballero de la Orden de San Carlos. Caballero: lleva una insignia de la Orden en una cinta en el pecho sin roseta.

La cinta de la Orden, que acompaña algunas de estas condecoraciones, es de color rojo y blanco, los tonos nacionales de Mónaco. Los estatutos de la Gran Orden de San Carlos fueron modificados el 23 de diciembre de 1966.

El Gran Maestre de la Orden de San Carlos es el príncipe reinante en Mónaco. Actualmente ostenta el cargo el príncipe Alberto II, quien fue condecorado con el Gran Collar el día que subió al trono. El soberano concede los diversos grados de la Orden todos los años, dentro de los actos de celebración del Día Nacional del Principado. Dice la tradición que cada príncipe traslada esta celebración al día de su onomástica, pero Alberto II la ha mantenido el 17 de noviembre, fiesta de San Rainiero, en recuerdo de su padre.

Descripción de la medalla.

Esta distinción es una cruz de oro con 4 brazos y esmalte blanco de 8 puntas. Su centro aparece cubierto de esmalte rojo y presenta un monograma con la doble C del Príncipe Soberano Carlos III, fundador de la Orden. También contiene una leyenda: Princeps et Patria escrito en oro sobre esmalte blanco.

Esta es la descripción del anverso, pero también merece la pena prestar atención al reverso, donde aparece un escudo del Mónaco con el lema del principado: Deo Juvante (Con la ayuda de Dios).

La cruz se presenta envuelta por una corona de laurel con esmalte verde oliva, además de estar rematada en la parte superior por la Corona del Príncipe.

Dejar respuesta